Sinopsis

En Mayo de 2003, alrededor de 30 mujeres y niños fueron asesinados en las profundidades de la selva ecuatoriana. Las víctimas, pertenecían al clan taromenani, un grupo indígena no contactado en Ecuador. La sociedad prácticamente no reaccionó ante la matanza, que finalmente quedó en la impunidad y el olvido. Cámara Oscura exploró la historia del contacto mantenido con los huaorani hace décadas, la muerte de Alejandro Labaka en 1987 y ataques recientes a madereros de la zona, para descubrir que esos acontecimientos están vinculados a la historia de los pueblos ocultos en Ecuador, un misterio que la película poco a poco revela. Se trata de un trabajo conmovedor, que expone las circunstancias que hoy en día comprometen la supervivencia de los últimos habitantes amazónicos.



Trailer